Cuánto

Cuánto
Cuánto te falta

lunes, 16 de enero de 2017

Sol ardiente de Junio

(Frederic Leighton, 1895)
Visuales LXXXVIII



por Liliana Piñeiro



te tuve, y no

supe la medida

de tu pecho pequeño

cuidé tus manos

tu sonrisa

y no


siempre deseante

los sueños me dejan

en la puerta


cuerpo durmiente

cuerpo engañado

domingo, 15 de enero de 2017

Dársela en la pera


por Alejandro Brain

Dársela en la pera: Violencia y adicciones en la provincia de Buenos Aires: Durante un año y medio, un equipo de IJovenes (un equipo de investigación sobre jóvenes, violencia y adicciones, compuesto por periodistas. sociólogos, psicólogos, y politólogos) recorrió la provincia de Buenos Aires para sumergirse en las historias de jóvenes olvidados. Recorrieron los territorios: Fiorito, Villa Garrote, barrio La rosa, el Centenario, entre otros, fueron por diferentes escuelas, se metieron con las familias, indagaron sobre los trabajos posibles, intentaron pensar los cuerpos de estos jóvenes y sus umbrales de dolor, preguntarse a dónde recurren los pibes. Y volcaron estas experiencias en este libro, el que que indagan sobre los dispositivos territoriales inexistentes. Salvando las diferencias, que son muchas, dado que Dársela en la pera es producto de una investigación, sus páginas me recuerdan a dos libros de Pier Paolo Pasolini que leí hace mucho: Una vita violenta y Ragazzi di vita. "Dársela en la pera" significa llegar al límite, romperse, fisurar.

Hoy a la medianoche en La otra.-radio (Radio Gráfica, FM 89,3, online acá) vamos a estar hablando de los resultados de estas indagaciones y de la posibilidad de volcar en la práctica estos aprendizajes.


sábado, 14 de enero de 2017

Macri, Tevez, Boca y Arribas: cuando Clarín y la UIF los investigaban por lavado

Pregúntenle a @dsantoro59



Reproducimos esta interesante investigación del periodista Daniel Santoro para Clarín, sobre el vínculo de macri y Gustavo Arribas (actual AFI) con motivo de graves sospechas por evasión de impuestos y lavado de dinero en la compraventa de 106 jugadores de fútbol cuando macri era presidente de Boca. La investigación no es de ahora, claro, cuando Clarín se ve tan favorecido en materia de telecomunicaciones por las decisiones del actual presidente de la Nación. Pero en 2005 Clarín acusaba a macri de maniobras financieras ilegales en guaridas fiscales. Como es posible que ahora Clarín quiera borrar todo rastro de esta nota de Santoro en su web, la repetimos completa acá:

LA DGI Y LA UNIDAD DE INFORMACION FINANCIERA INVESTIGAN LA TRANSFERENCIA DEL DELANTERO DE BOCA

Los puntos oscuros del pase de Tevez al Corintians  *


Una empresa con sede en un paraíso fiscal depositó la plata en un banco de Nueva York. La comisión millonaria la cobraron argentinos a través de otra firma con sede en Gibraltar.




Daniel Santoro
dsantoro@clarin.com 


El pase de Carlos Tevez de Boca al Corinthians del Brasil se hizo por 16 millones de dólares y no por 19,5 como había informado la directiva de ese club. Y el delantero cedió el 15 por ciento que le correspondía del pase al club, según una investigación de Clarín. Además, el pase de Tevez y otras grandes transferencias a clubes del extranjero están bajo la lupa de la DGI y la Unidad de Información Financiera (UIF). 

En una entrevista con Clarín, el presidente de Boca, Mauricio Macri —quien en enero había hablado de 19,5 millones— admitió que por el pase sólo se recibió 16 millones. Y afirmó que otros 2 millones provinieron de un hasta ahora desconocido convenio con el Corinthias y la empresa MSI para el intercambio de juveniles. Otros 1,5 millones, agregó, se corresponden con lo que Tevez cedió para las inferiores de Boca.

La DGI y la UIF investigan el pase de Tevez y de otros jugadores para determinar si hubo evasión de impuestos de parte de jugadores, directivos o intermediarios o lavado de dinero proveniente de la mafia rusa u otra fuente ilegal. La UIF es un organismo estatal que está encargado de investigar todo pago financiero sospechoso.

Estos puntos oscuros en el pase de Tevez son parecidos a los que existen en otras de las 105 transferencias hechas en los últimos 14 meses. En muchas aparecen intermediarios cobrando comisiones millonarias en un mercado oscuro donde se lucra con la desesperación de los jugadores por irse al exterior, entre otras cosas.

Los inspectores de la DGI —que funciona dentro de la AFIP encabezada por Alberto Abad— también tienen en la mira a los pagos impositivos del intermediario Gustavo Mascardi, quien en estos años representó a más de 100 jugadores. Los sabuesos están revisando sus declaraciones de impuestos a las Ganancias y a la "Riqueza" de 2001, 2002 y 2003. En particular, ponen el acento sobre los contratos de representación de jugadores que tiene el gerenciador del fútbol de Ferro. Recientemente, se conoció que la Justicia italiana investiga si Mascardi cobró comisiones de 4 millones de euros por el pase de Juan Sebastián Verón y de 2,5 millones por el de Hernán Crespo al fútbol italiano. Ahora, ambos juegan en el Inter y el Milán, respectivamente.

"Estamos investigando y fiscalizando todos los pases importantes del año pasado", informó una alta fuente de la AFIP a este diario.

El de Tevez fue el más alto de los 105 pases por un total de más de U$S 60 millones de los últimos 14 meses. El "contrato de cesión de derechos económicos y federativos", al que accedió Clarín en exclusiva, fue firmado el 17 de diciembre entre el vicepresidente de Boca, Pedro Pompilio, y el presidente de Sport Club Corinthians Paulista, Alberto Dualibi. Allí se dice que el pago de los U$S 16 millones "será abonado por el Corinthians o por quien éste determine, a Boca".

El pago se hizo en una cuenta que el Royal Bank of Canada, Toronto, tiene en el banco JP Morgan Chase de Nueva York (ver facsímil). El contrato señala que esa cuenta está vinculada al "RBC Dominion Securities INC". Este nombre corresponde a la empresa inversionista del Royal Bank of Canada. El gerente financiero de Boca, Miguel Macci, dijo que pasó la cuenta corriente de ese banco canadiense al JP Morgan para "poder hacer todo tipo de operaciones". Ahora Boca, como asociación civil sin fines de lucro, deberá documentar estos pagos en su balance para no violar la ley.




¿Quién hizo el pago? Un primer aporte provino de la firma Media Sport Investment (MSI) que regentea al Corinthians y representa el británico—iraní Kia Joorabchian y tiene sede en las islas Vírgenes, un paraíso fiscal. Y el segundo pago llegó "de una entidad financiera o empresa con un nombre extranjero", agregó el gerente financiero.

El iraní está relacionado con el gobernador de la provincia rusa de Chukotka, Román Abramovich, quien hizo negocios poco claros con el petróleo en la era postsoviética. Su lujoso yate "Le Grand Bleu" estuvo en noviembre en Buenos Aires, pero falló algo y Abramovich no entró al país. Kia también tiene vínculos con el ruso Boris Berezovsky, quien está acusado de vaciar Aeroflot y quebrar un banco.

Además, Tevez cedió el 15 por ciento que le corresponde por el contrato colectivo de trabajo a Boca como "reconocimiento por las atenciones y capacitación" recibidas. El acuerdo dice que esa plata es para las inferiores del club.

En enero, Tevez y su nuevo representante, Adrián Ruocco, retiraron de Futbolistas Argentinos Agremiados el cheque de la Banca Nazionale del Lavoro con que Boca le pagó 4.586.000 pesos por el 15 por ciento del pase que le corresponde de acuerdo al convenio colectivo de trabajo, luego de descontarle 2.496.762 pesos en concepto de impuesto a las ganancias para la DGI.

Recién después de ese pago Agremiados le dio el "conste" a la AFA para que se liberara en la FIFA el pase del goleador.

El tesorero de Futbolistas Argentinos Agremiados, Carlos Pandolfi, denunció a Clarín que en los últimos años "algunos intermediarios y representantes están ganando más plata que los jugadores o los clubes con las transferencias". "Además, meten a los jugadores en un fuerte juego de presiones y algunos muchachos con tal de ganar un contrato en el exterior ceden el 15 % que le corresponde por ley y que tanto nos costó conseguir con la huelga del 71", agregó. Ahora, Tevez cobra U$S 2 millones por año en San Pablo y su contrato es por 5 años.

En el contrato se dejó constancia de que todo pago extra como "las comisiones de intermediarios, sueldo de jugador, etcétera, serán abonados por H.A.Z. Football World Wide Limited", con sede legal en Gibraltar.

HAZ coincide con la sigla de la empresa argentina HAZ Sport Agency S.A. cuyos dueños son el escribano Gustavo Arribas y Fernando Hidalgo de acuerdo a los registros de la Inspección General de Justicia. La sigla HAZ concuerda con las primeras letras del apellido de ambos y la "z" sería del apellido del agente FIFA israelí Pinhas Zahavi.

Hidalgo y Arribas fueron los intermediarios con derecho a cobrar una comisión, que generalmente es del 10 por ciento. Hidalgo era un empleado de Mascardi que, luego de una pelea económica que terminó en un juicio, se independizó de su jefe.

Macri dijo que la comisión por el pase la pagó MSI y que no sabía cuánto fue.

Por ésta y otras dudas, la presidenta de la Unidad de Información Financiera, Alicia López abrió esta semana una investigación sobre supuesto lavado de dinero en el pase de Tevez. Fue por un pedido del diputado peronista Mario Cafiero. La investigación es secreta pero en este tipo de casos, lo que hace la UIF es pedir información a su par del Brasil y a la FINCEN de EE.UU para reconstruir toda la ruta del dinero. La FINCEN es un organismo que depende del departamento del Tesoro y tiene la mejor base de datos sobre transacciones financieras internacionales. Si la UIF encuentra pruebas de supuesto lavado, hará una denuncia ante la justicia federal.

Cafiero hizo el pedido a la UIF en base a una denuncia del ex vicepresidente de Boca Roberto Digón quien había empezado, en enero, a plantear las primeras dudas sobre este pase y vinculó a Macri con Hidalgo y Arribas.

Pero además del rol de Arribas, hay otros interrogantes sobre el pase de Tevez. El abogado Ricardo Saravi es el dueño del 20 % porque en 1995 había puesto "10 mil dólares" para comprar al delantero a All Boys. Saravi es socio del abogado Juan José Etala, directivo de Boca y ahora reclama "dos millones de dólares", afirmó Digón.

Como el pase de Tevez también es un negocio a futuro, otra de las cláusulas del contrato con el Corinthians dice que si el joven de 21 años es vendido por más de 35 millones de dólares a otro club, Boca se quedará con el 20 por ciento del pase. Y por casualidad, Abramovich es el dueño del Chelsea de Gran Bretaña —por el cual pagó 260 millones de dólares— donde Tevez podría terminar jugando si sigue mejorando su desempeño futbolístico.

El caso de Tevez y de otros pases recientes demuestran la necesidad de que el Congreso dicte leyes para transparentar este mercado y permitir así que los clubes y los jugadores obtengan más beneficios que los intermediarios.


* Cuando esta nota fue publicada en Clarín, macri disgustado le mandó una intimación por carta documento, que el propio club de Boca Jr. se encargó de difundir como advertencia al resto de la prensa. Esto lo contaba en 2005 el periodista Ezequiel Fernández Moore (ver acá), en una nota donde aparece el ex canciller Rafael Bielsa enrrostrándole a macri irregularidades financieras en las transferencias de Patrón Jorge Bermúdez y Antonio Chipi Barijho. “Usted –le dijo Bielsa a Macri- ha convertido a Boca en un centro de negocios privados”. La nota también habla de una comisión cobrada por intermediarios uruguayos para que Juan Román Riquelme pasara de Argentinos a Boca. La nota, publicada en 2005 en la revista Un Caño, ya exponía la estrecha relación de macri con el actual titular de AFI, Gustavo Arribas, hoy acusado por coimero por el empresario brasileño Leonardo Meirelles en la causa Lava Jato. El macrismo hoy trata de despegar a su jefe de las acusaciones recibidas por su subordinado Arribas, pero en 2005 Fernández Moore ya señalaba que "Arribas, se sabe, es en realidad un viejo conocido de Macri, su escribano y, además, compañero de equipo en la quinta familiar". También en 2005, Roberto Digón, quien fuera vicepresidente de macri durante 8 años, definía con precisión la estrechez de esta relación: "“Arribas e Hidalgo son testaferros de macri”. El banco involucrado en estas oscuras operaciones era... ¡el JP Morgan! Todo tiene que ver con todo.

Hoy la UFI, Clarín y su periodista Daniel Santoro perdieron todo interés en investigar a Arribas, y menos que menos a su jefe mauricio macri.

Cambia la política económica o la Argentina quiebra


Documento de la Corriente Federal de Trabajadores de la CGT

2017 ha comenzado, no podía ser de otra manera con este Gobierno, con un mercado interno donde se mantiene la recesión, con una inflación anualizada del 41%, quebrantos empresarios, despidos y suspensiones, tanto en el sector público como en el privado: educación pública y privada, textiles, metalúrgicos, seguros, petroleros, comercio, gráficos, curtidores, construcción, alimentación, minería, cerámica, calzado, automotriz, electrónica, seguridad, gastronómicos…

CON DESPIDOS NO HAY DIÁLOGO

Como siempre advertimos, estos despidos demuestran que no hubo ni habrá diálogo real con esta política económica.

El denominado “Diálogo por la producción y el trabajo” ha resultado una pantomima, disfrazada con insuficientes paliativos, destinada a ganar tiempo para proseguir un ajuste salvaje, exigido por los grandes grupos económicos y financieros, que recae fundamentalmente sobre los trabajadores del sector formal y de la economía popular.

Así lo indican:

• las presiones para imponer topes a las actualizaciones salariales y la negociación a la baja de los convenios colectivos de trabajo, los anuncios de flexibilización de la legislación, de precarización laboral como las pasantías, de rebaja de contribuciones
patronales a la seguridad social que son salario diferido de los trabajadores;

• los anuncios de nuevos aumentos de los combustibles, de las tarifas de luz, de gas, de agua, teléfonos, de ABL, de patentes, de transporte;

• la eliminación de la devolución del IVA por compras con tarjeta de débito, que afecta sobre todo al consumo interno, mientras se mantiene la rebaja o eliminación de retenciones a las exportaciones agrarias o a la minería;

• los anuncios de mayor apertura de las importaciones en detrimento de la producción nacional;

• una desembozada reducción de los derechos previsionales.

ESTA POLÍTICA ES INVIABLE

Todo ello en un contexto internacional que se sabía crítico, aunque el Gobierno recién quiso anoticiarse cuando se confirmó el triunfo del Sr. Trump como Presidente de los Estados Unidos.

El hecho complica y encarece la colocación de deuda para sostener esta política inviable que instaló en nuestro país un déficit fiscal entorno del 10% del PIB y que, acompañada de un déficit de la Cuenta Corriente de la Balanza de Pagos, necesita imperiosamente de crédito externo.

Empeñado en obtener ese crédito, por exigencia de conglomerados financieros transnacionales a los que están vinculados sus ministros, ha eliminado el plazo mínimo de permanencia en el país para las inversiones financieras extranjeras, alentando al capital especulativo a ingresar sin restricciones.

HABILITAN LOS GOLPES DE MERCADO

Se habilita así para que -en el momento que indique su “humor”, sea para realizar ganancias, sea para tener garantías de huída en el momento del inevitable quebranto- los prestamistas puedan decidir una salida abrupta de fondos presionando el tipo de cambio hacia una devaluación que se trasladará a precios.

Es una decisión criminal, que abre paso a los “golpes de mercado”, más si se tiene en cuenta que, previamente, otorgaron a los exportadores un plazo de hasta cinco años para liquidar las divisas provenientes de las ventas externas.

BUSCAN UN MODELO DEPENDIENTE

No se piense que el Gobierno no sabe a dónde va.

Sí que lo sabe, por ello reprime y planifica una escalada violenta e ilegal contra la protesta social, como lo demuestra la exhortación presidencial a su subordinado Jefe de Gobierno porteño para que este año tenga “un comportamiento distinto y termine con los piquetes”.

Por ello se reiteran las maniobras para desorganizar y fragmentar al movimiento nacional y popular.

Por este camino, más temprano que tarde, entraremos en una situación de mayor destrucción del entramado productivo y una ingente acumulación de deuda que será muy difícil de revertir.

Se busca un modelo de país dependiente de los grandes conglomerados empresarios locales y transnacionales.

Buscan quebrar a la Argentina para someterla.

Por ello, siguiendo la lógica de esta política económica se busca deconstruir, reducir, reestructurar, los sistemas educativo, de seguridad social, científico, la política nacional de relaciones exteriores -como se comprueba en relación a Malvinas-, la política de derechos humanos, el papel de las fuerzas armadas y de seguridad, condicionar la soberanía nacional y popular.

Por lo expuesto reiteramos:

URGE UN PLAN DE ACCIÓN

1) Tal como sucedió tras el veto presidencial a la ley de emergencia ocupacional, los despidos ocurridos desde noviembre ppdo.

Cuando en el marco del supuesto “Diálogo para la producción y el trabajo” se suscribió un acta donde los empresarios se comprometieron a evitar despidos hasta marzo de 2017.

Como la realidad dice y representantes de la CGT denuncian este compromiso no se cumplió.

Es la segunda vez que esto ocurre, tampoco se cumplió un “acuerdo” similar de mayo de 2016, y más adelante el Sr. Macri, ratificando que no le importa ni respeta nada, vetó la ley de emergencia ocupacional sancionada por el Congreso.

Directamente o indirectamente más de 450.000 argentinos que han perdido su trabajo desde diciembre de 2015 sufren las consecuencias.

El gobierno, los CEOS empresarios que lo integran, insisten en agraviar y comprometer con sus incumplimientos a la Confederación General del Trabajo.

Más allá de diferencias, no podemos aceptar esto, debemos frenar el atropello a la clase trabajadora.

Para superar esta crítica situación es necesario un cambio de política económica.

Es imprescindible que la Confederación General del Trabajo, participando a todas las organizaciones sindicales sin exclusiones, decida con urgencia sobre un programa y un plan de acción que unifique los reclamos y las luchas que los distintos sectores del movimiento obrero argentino están llevando adelante en todo el territorio nacional.

2) En el mismo sentido, atento a las elecciones del presente año, hay que trabajar con seriedad y dinamismo, deponer mezquinos intereses partidarios o personales, para constituir un Frente Nacional y Popular, alrededor de ese programa que debe ser claro y definido, con compromisos concretos, con disposiciones adecuadamente planificadas.

Esto último es nuestra exigencia irrenunciable.

Que esto quede en claro pues tenemos memoria, no aceptaremos que el Movimiento Sindical sea excluido a la hora de las grandes decisiones nacionales.

Siempre que esto ocurrió, más tarde o más temprano, el Pueblo fue derrotado.

Nuestros afanes no son partidistas, antes que las listas importan preservar los intereses
nacionales y las mayorías populares.

Sobre estos puntos no dudamos en parafrasear a Juan Perón: “quienes quieran oír que oigan, quienes quieran seguir que sigan…nuestra causa es la del Pueblo Argentino”.

No lo hacemos por grandilocuencia.

Lo hacemos porque son los trabajadores, los suspendidos, los despedidos los que deben ser escuchados, siendo “sabio y prudente” corregir el rumbo si alguien se ha equivocado.

El problema es la política económica.

No hay opción, o cambia la política económica o la Argentina quiebra.

A tales fines la Corriente Federal de Trabajadores de la CGT reivindica su propio Programa, y considera urgente:

• Promover un acuerdo multisectorial para determinar medidas que permitan la reactivación del mercado interno y definir un Plan de Desarrollo.

• El perfeccionamiento de la emergencia social, declarando la emergencia ocupacional prohibiendo por el plazo de un año los despidos.

• Inmediatas medidas de protección del trabajo nacional, suspendiendo inmediatamente las importaciones de todos los productos que puedan producirse en el país.

• Remoción de las imperfecciones en la formación de precios.

• Rechazar cualquier reforma a la baja de la legislación laboral.

• Intervención por el Congreso del Banco Central de la República Argentina e inmediata suspensión del proceso de desregulación de la actividad financiera que llevan adelante sus actuales autoridades.

viernes, 13 de enero de 2017

Los aumentos de tarifas en enero ya produjeron una nueva caída del salario y comprometen las negociaciones paritarias


El gobierno macrista pretende para el año 2017 retomar el crecimiento gracias a una recomposición del poder adquisitivo de los salarios y una recuperación del consumo interno. Sin embargo, para cumplir su intento de reducir el déficit fiscal al 4,2%, el gobierno también apuesta a una baja importante del nivel de inflación (proyectada oficialmente en el 17%). Estas proyecciones son inciertas si se consideran los aumentos de tarifas de distintos bienes y servicios ya concretados en enero, sumados a los proyectados para los próximos meses.




Esta infografía visualiza la caída del poder adquisitivo del salario mínimo, vital y móvil a causa del aumento de los combustibles, las prepagas y los celulares en enero. Estos aumentos tienen alta incidencia en la formación de otros precios y van a provocar una ola de incrementos de segunda ronda.

El aumento de combustibles del 8% (que acumula 42% desde el cambio de gobierno) produce una caída del 6,5% en el poder adquisitivo del salario, medida en cantidad de tanques de nafta que se podía llenar en 2015 en comparación con la actualidad. Además, estos aumentos son el preludio de la próxima liberalización total de esos precios.

Lo mismo pasa con la medicina prepaga, cuyo aumento acumula un 52% anual. Esto sube un 9% la incidencia de la prepaga sobre el salario mínimo solamente en un año. Las empresas de telefonía celular aumentaron sus tarifas de forma variada de acuerdo al plan y servicio, con topes cercanos al 100%, en todos los casos por encima de la inflación del 2016. Esto produce una caída del poder de compra entre un 2% y un 32% en el salario mínimo.

Este daño al poder de compra de los salarios ya se ha producido, pero es previsible que además los aumentos se van a trasladar a otros precios de la canasta básica (el aumento de combustibles, por ejemplo, encarecerá el transporte de los productos de la canasta básica se va a trasladar a otros precios). Subestimar el componente inercial de la inflación es uno de los factores que determinaron el fracaso del plan monetario del primer año macrista. Si no "se aprende de este error" y se aplican los mismo refutados supuestos, ¿qué llevaría a pensar que las nuevan previsiones no vayan a fracasar otra vez?

En las inminentes negociaciones paritarias, los sindicatos no pueden suponer creible el cumplimiento de los objetivos inflacionarios. Este problema se agudizaría si los sindicatos se propusieran recuperar el poder adquisitivo resignado el año pasado (entre 7 y 12 puntos porcentuales, de acuerdo a la rama de actividad). Si siguen estos criterios, los sindicalistas tendrían que exigir aumentos salariales por encima de la meta del gobierno. Si no lo hicieran, el salario de los trabajadores que los gremialistas representan seguirían en picada.

Fuente: Observatorio de Políticas Públicas-MPE de la Universidad Nacional de Avellaneda (UNdAv).

jueves, 12 de enero de 2017

Invasión zombie


"Para mí es evidente que las secuencias de una película nunca deben estancarse, sino avanzar siempre, exactamente como avanza un tren rueda tras rueda o, más exactamente todavía, como un tren «de cremallera» sube la vía de una montaña, engranaje tras engranaje" le dijo Hitchcock a Truffaut en un pasaje célebre de sus conversaciones. La comparación no es forzada ya que capta muy bien un rasgo esencial del cine. No es sorprendente que haya sido el mayor pensador del cine quien lo percibió. Una película es un viaje en tren, con su trayecto de lectura lineal indetenible, su arranque y su llegada, su exposición temporal del espacio y sus secciones compartimentadas. El espectador y el pasajero se parecen en que son transportados por un artefacto mecánico que les demanda una reducción al mínimo de su motricidad.

El cine también es un sueño colectivo, en ocasiones una pesadilla. A oscuras y prácticamente inmóviles, la parte del cuerpo que soñadores y espectadores no dejan de mover son los ojos.

Yeon Sang-ho conjuga ambos elementos en su película Train to Busan (que acá se estrena con el título de Invasión zombie): un viaje enloquecido en tren que es también una pesadilla terrorífica y divertida. Para ello adopta los motivos de un género muy transitado del cine actual: la proliferación de los zombies. Su dramaturgia es sencilla hasta el extremo, pero la gracia y el miedo están en recorrerla.


Los zombies son personajes súmamente cinemáticos, carecen de atributos psicológicos, son pura presencia y despliegue rítmico. Pueden ir lentísimos, como los de Tourneur, o lentos, como los de Romero. O maníacamemte rápidos, como los de Yeon Sang-ho. Pero su ritmo es lo que siempre los singulariza. La coreografía brusca y desarticulada de estos zombies coreanos me hace acordar a los movimientos de los adictos al paco que vemos en las noches de Buenos Aires.

Quizás hay otra característica de los zombies que les confiere una especial vigencia. Los habitantes de las grandes ciudades actuales en las horas pico tienen algo de zombies, en su ferocidad icónica y su despersonalización.

Por eso, Train to Busan puede interpretarse como una gran metáfora de la época. No parece casual que su protagonista sea un operador financiero que tiene problemas para desempeñarse como el buen padre de su dulce niña, dado que está absorbido por su trabajo, una modalidad sofisticada de la antropofagia. Trabaja para le empresa Biotech, lo que parece sugerir algún tipo de manipulación transgénica. Como padre e hija no se llevan bien y ella quiere volver con su madre, tienen que tomar el tren de Seul a Busan. Cuando un zombie se cuele abruptamente en el tren, va a desencadenarse una feroz dialéctica de la supervivencia, en la que los pasajeros se enfrentarán continuamente al dilema de la cooperación o el egoísmo (algo en principio ajeno al horizonte moral del protagonista). Todo tiene que resolverse con la velocidad con que avanza el tren y la brusquedad con que se mueven los zombies.

Train to Busan es una experiencia literalmente arrolladora, cuya apropiada comprensión solo puede ocurrir en una gran sala de cine, si está repleta, mejor. En este sentido, parece que los coreanos entienden mejor que nadie el ámbito y la dimensión en los que puede recuperarse el concepto clásico del cine como arte popular. El mayor valor de la película es cómo dosifica la emoción a través del tamaño y la duración de los planos.

El primerísimo primer plano de unos ojos espantados o el gran plano general picado de una turba de zombies persiguiendo a un tren en fuga tienen su función precisa y su diálogo con los movimientos de la mirada a través de la pantalla y el tiempo asignado a la observación mediante el montaje. Y eso en un led o en un monitor se pierde del todo. Sería como la diferencia entre escuchar una sinfonía en una sala o a través de los auriculares de un celular: la experiencia misma o su simulación. Train to Busan es un caso típico de cine que hay que ver en le cine. ¡No la vean online, vayan al cine!

El terror y el goce de la película de Yeon Sang-ho se consuman al plasmar una versión jodidamente plástica de esta época atroz.